Lionel Messi, 40 millones de razones para jugar en el Barcelona toda la vida

Casado, libre de la cárcel (aunque tras pagar multas enormes) y con una nueva y formidable extensión del contrato que lo vinculará con el Barcelona hasta 2021 (o sea, azulgrana de por vida). Así, en breves palabras, pueden resumirse los meses más recientes en la vida de Lionel Messi, el máximo goleador de todos los tiempos en el club blaugrana y en la Liga española.

Realmente nadie dudaba que la extensión del contrato se concretara. El propio presidente del club, Josep Maria Bartomeu, se encargó de dirigir la negociación y, más allá de dos o tres rumores que situaron en algún momento a Messi fuera del Camp Nou, siempre estuvo claro que el deseo del argentino era mantenerse en una organización a la que arribó en 2000, cuando tenía 13 años, procedente de la cantera de Newell’s Old Boys. En ese gran centro de formación que es La Masia, la “Pulga” jugó en diferentes selecciones de las categorías inferiores (el infantil A, cadete B y A, juvenil A y Barça C y B) hasta llegar al equipo mayor, con 17 años.

El nuevo acuerdo que vinculará a Messi al Barca hasta 2021 será firmado cuando el jugador regrese de su período vacacional (que incluyó, como es lógico, la luna de miel, tras su muy publicitado matrimonio en Rosario). En un comunicado, el club expresó su satisfacción por la continuidad y el compromiso mostrado por el jugador formado en la cantera, a quien reconocen como un emblema en la era de éxitos que ha tenido el Barcelona. De acuerdo con el diario Sport, Messi pasaría de cobrar 22,8 millones al año a 39,4 kilos cada temporada.

A nivel futbolístico, nada que reprochar al argentino. Su genio sobre el terreno sigue intacto. Los problemas han estado fuera de los estadios, porque ha pasado ya por diferentes juzgados, el último de ellos fue el Tribunal Supremo que lo consideró culpable por tres delitos fiscales y confirmó la pena de 21 meses de cárcel que impuso la Audiencia de Barcelona. Messi pagará la multa, evitará la cárcel y seguirá adelante, ojalá mejor asesorado por sus abogados que, definitivamente, utilizaron mal las sociedades offshore. (¿Algún parecido con lo que sucede ahora con Cristiano Ronaldo?)

El nuevo contrato tiene una cláusula de rescisión de…300 millones de euros, una cantidad suficiente para disuadir a cualquier interesado en obtener los servicios de un jugador que está en su mejor momento, ya con 30 años. Messi es un ídolo en Barcelona, con el que ha marcado 507 goles en 583 juegos. En su palmarés aparecen: 8 Ligas, 4 Ligas de Campeones, 5 Copas del Rey, 7 Supercopas de España, 3 Supercopas de Europa y 3 Mundiales de Clubes. Los 30 títulos ganados en poco más de una década muestran claramente el impacto que ha tenido este brillante jugador.

En este período, Messi ha recibido 5 Balones de Oro, acumula 4 Botas de Oro como máximo goleador de las ligas europeas y en 4 oportunidades ha sido Pichichi en España. ¿Qué más se puede pedir? A nivel de clubes, nada, por supuesto. Pero la “Pulga” y sus millones de fanáticos saben que tiene una deuda enorme (y no precisamente con Hacienda), sino con la selección albiceleste. La Copa Mundial de Rusia, el año próximo (en la que estará Argentina, sí o sí) será la última oportunidad para que Messi acalle, de una vez y para siempre, al coro de críticos que no le perdonan la ausencia de títulos con Argentina.

Publicado en Newsgur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *