domingo, junio 26Un espacio para todos los deportes

¿Cuáles son las bolsas de golf más cómodas?

Las bolsas de golf son fundamentales para cada jugador, porque en ellas van desde los palos hasta otros artículos que necesitarás en el campo. Antes de comprar una te sugerimos que tengas en cuenta diferentes elementos, como el material con que fue elaborada, el sistema de agarre y su tamaño. Además, nunca olvides que las bolsas tienen que ser cómodas, sin importar si las trasladas sobre tus hombros o en un carrito y también su aspecto será un factor a valorar en el momento de adquirir una.

En el mercado existen varios tipos de bolsas de golf. Por ejemplo, están las llamadas “pitch & putt”. Estas se utilizan cuando jugamos en campos especiales, con hoyos separados aproximadamente a 100 metros. Por tanto, solo emplearás palos para distancias cortas. Como no necesitarás cargar mucho equipamiento, entonces estas bolsas son pequeñas y con un peso cercano a un kilogramo.

Probablemente las bolsas de golf más comunes para llevar encima sean las de trípode. Estas, por lo general, son impermeables, elaboradas con poliéster y materiales sintéticos y, sobre todo, ligeras, con un peso que no supera los 1.5 kilogramos. Este es un elemento muy importante, porque tendrás que llevarlas encima, así que mientras menor sea su peso, mejor para el jugador. Los modelos con más divisiones internas suelen ser los más atractivos, ya que así es posible trasladar los palos de golf de manera separada y, gracias a las divisiones, disminuye el riesgo de que choquen entre sí.

Si vas a recurrir a los carros motorizados o manuales, entonces puedes utilizar bolsas más pesadas, sobre los dos kilogramos. Estas son mucho más cómodas y te permiten llevar todos los aditamentos necesarios para el juego. Las más grandes cuentan hasta con 14 divisiones. Además, tienen bolsillos externos y, de esta forma, organizas de una mejor manera todo tu equipamiento.

Los profesionales utilizan las bolsas tour o staff. Están fabricadas de cuero, son grandes y pesadas, aunque esto no es un problema para los jugadores, ya que los caddies son los que las llevan. Tienen entre cinco y nueve bolsillos, con gran capacidad para guardar tanto el equipamiento del juego como ropa, agua y comida.

Estos cuatro tipos de bolsas de golf son útiles para el momento del juego, pero debes tener en cuenta que necesitarás también otras para los viajes. Cuando vayas a trasladarte largas distancias, por ejemplo, en avión, te sugerimos transportar los palos en bolsas especialmente diseñadas para esta función. Por lo general son de un material muy fuerte, en el exterior; mientras, en el interior son acolchadas, para así proteger más a los palos.

Al momento de comprar una bolsa de golf es clave que tengas en cuenta no solo los elementos que ya compartimos, sino también que te fijes en estos otros. Recuerda siempre revisar que tenga bolsillos. Además, es recomendable que también tenga una base plana, para que, en cualquier momento, pueda mantenerse de pie en un carro. Una bolsa de golf también debe tener un sistema de correas ajustable, así como agarraderas, tanto inferiores como superiores, para que sea más sencillo maniobrarla.

Las buenas bolsas de golf no necesitan mucho mantenimiento. Están diseñadas para resistir condiciones climáticas difíciles. No obstante, sí debes tener cuidado para no introducir elementos húmedos. Cuando termines el partido es conveniente que saques los restos de hierba y arena que pueden adherirse a la bolsa y a tu equipo. Si la suciedad fuera más resistente, entonces puedes recurrir a un cepillo o, incluso, a aire comprimido que ayude a limpiar totalmente la bolsa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.