Cómo elegir una buena pala de pádel de control

Las palas de pádel se suelen dividir en tres categorías con respecto a su tipo de juego: de control, polivalentes y de potencia. La pala se elige de acuerdo a las necesidades del jugador. En esta ocasión, este artículo se centra en las palas de control, para los que quieren manejar el golpe a su gusto. En el mercado, existen opciones excelentes, como las palas de control Adidas. Sin embargo, se tienen que tomar en cuenta diferentes aspectos al momento de elegir una pala de control.

Todo sobre las palas de control y su elección

Las palas de control son unas de las más elegidas por los jugadores. Generalmente, este tipo de palas, sacrifican la potencia en una medida menor, pero con la ventaja de poder controlar la dirección y la fuerza del golpeo. Estos son los factores que el jugador debe de tener en cuenta si piensa adquirir una pala de control.

Elegir palas con tacto suave

Generalmente, las palas de control suelen tener un tacto más suave que las de potencia. Este tacto suave se logra con materiales de menor densidad. Por ejemplo, estas pallas suelen tener núcleos de goma EVA Soft, EVA Ultra Soft o cualquier tipo de goma que se caracterice por su suavidad. Con estas gomas, el golpeo es mucho más cómodo, y permite controlar la dirección de la pelota.

Preferir palas con pesos más ligeros

Esta no es una característica obligatoria, ya que pueden encontrarse palas de control que tienen el peso estándar de una pala. Sin embargo, existen palas de control que tienen construcción más ligera, que logran reducir el peso en entre unos 10 o 15 gramos. Pudiera no parecer algo importante, pero, esa diferencia de peso puede mejorar la agilidad de los movimientos, así como el manejo de la pala, y, por consiguiente, el control.

Cuentan con forma redonda y balance bajo

Una pala de control puede determinarse por sus características técnicas y materiales. Una de las cualidades que hacen a una pala de control, es su forma y la distribución de sus pesos. Si el jugador busca control, deberá de elegir las palas que tengan formato redondo. El formato redondo en una pala crea un punto dulce más amplio, lo que facilita el contacto óptimo con la pelota. El balance bajo se refiere a que el peso de la pala está focalizado en la zona del puño. De esta forma, la pala se vuelve más manejable.

No olvidarse de la calidad de los materiales

Los aspectos antes mencionados son fundamentales, al elegir una pala de control siempre se deben de elegir las características favorables como un formato redondo, balance bajo y un tacto suave. Pero no se debe de dejar a un lado la calidad de los materiales, esta siempre será fundamental sin importar el tipo de pala que se elija. La tecnología en las palas y los materiales de alta calidad, mejoran las prestaciones, así como la durabilidad de la pala.

Estar seguros del estilo de juego

Generalmente, las palas de control tienen menos potencia, es por eso que el jugador debe de estar consciente de esta característica. Las palas de control son para el jugador que prefiere tener una pala manejable, con la que pueda sobrellevar un punto y ganarlo de manera estratégica.

Miguel

Periodista, profesor universitario, Doctor en Ciencias de la Comunicación Social. Bloguero empedernido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *