Escándalo en las apuestas deportivas en España

Desde el año 2017 se maneja la certeza de que la coalición del PSOE y Unidas Podemos iban a ponerse de acuerdo a la hora de imponer una restricción a la publicidad de casas de apuestas.

Es sabido que en España existe una enorme cantidad de anuncios relacionados a la industria de las apuestas deportivas, sin embargo nada se ha hecho desde entonces. Tanto el PP, como Ciudadanos y Vox no se han pronunciado sobre el tema, ya que según sus portavoces “Hay temas más importantes que atender en España”.

Sin embargo, desde la nueva coalición que se ha formado el 11N el carácter social que tomaría esta medida sería de beneficio para más de 1 millón de españoles que apuestan activamente en varias casas de apuestas de renombre.

Amaño de partidos: Una realidad dramática

Es por ello que también han salido a la luz escandalosos amaños de partidos que involucran a equipos que juegan incluso en la primera división.

En efecto, otros deportes también se han visto afectados por esta metodología, lo cual no hace más que apoyar las iniciativas gubernamentales para mejorar la regulación que existe desde hace años en España.

Iniciativas de Juego Responsable en España

Es por ello que varias organizaciones como JugarBien, que apoyan y asesoran a aquellos jugadores en línea que lo necesiten, de forma totalmente anónima.

A pesar de todo, la DGOJ (Dirección Nacional de Ordenación de Juego) continuará aceptando nuevos operadores otorgando licencias para apuestas deportivas y casino en un mercado que ya de por sí se encuentra saturado de ofertas.

¿Podrá el nuevo gobierno de coalición trabajar activamente en la restricción de las apuestas en línea más allá de la publicidad?

¿Actuará de forma coherente y responsable la justicia cuando aparezcan nuevos casos de amaños?

¿Habrá un efecto “contagio” de estas malas prácticas en otros países como México, donde la regulación de las apuestas en línea es muy difusa?

Miguel

Periodista, profesor universitario, Doctor en Ciencias de la Comunicación Social. Bloguero empedernido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *