¿Puede ser Cristiano Ronaldo líder goleador de la próxima Liga de Campeones?
¿Puede ser Cristiano Ronaldo líder goleador de la próxima Liga de Campeones? avatar

Cristiano Ronaldo es el futbolista que más goles ha marcado en la historia de la Liga de Campeones de la UEFA, con 120 tantos. ¿Podrá el portugués convertirse nuevamente en el máximo anotador en la próxima edición de la principal competición de clubes en el mundo, con su nuevo equipo, la Juventus de Turín? Esta pregunta ha disparado los pronósticos a los que puede accederse a través del Codigo Bonus Bet365 y los criterios parecen estar divididos entre los que creen que CR7 mantendrá su formidable nivel con la “Veccia Signora” y los que consideran que, a sus 33 años y ante un sistema de juego diferente al del Real Madrid, no habrá más títulos de Champions ni Ballon d’or para este futbolista.

Después de nueve años y no pocos desencuentros con la cúpula directiva del Real Madrid, especialmente con el presidente Florentino Pérez, Cristiano Ronaldo decidió que era el momento oportuno de buscar nuevos desafíos. Con el club merengue ganó cuatro Ligas de Campeones y marcó 451 goles, en 438 partidos; además, en ese lapso recibió cuatro Balones de Oro; pero sus choques con Hacienda española, que lo juzgó por evasión fiscal y lo obligó a pagar una millonaria multa, la salida de Zinedine Zidane del banquillo y el no cumplimiento de sus exigencias económicas por parte de Pérez forzaron el divorcio.

Juventus de Turín fue el club que convenció a Cristiano, una decisión que, según el portugués, fue fácil, por varios motivos. La llamada “Veccia Signora” es un equipo de una enorme tradición, que ha ganado siete títulos consecutivos en la Serie A y que en el último lustro jugó (y perdió) dos finales de Liga de Campeones, una frente al Barcelona del tridente Messi-Suárez-Neymar y otra ante el Real Madrid de Cristiano.

Al aspecto deportivo se une el económico: la Juventus aceptó pagar los 117 millones de euros de la operación (100 millones al Real Madrid, 5 de bono, más otros 12 en comisiones al agente Jorge Mendes) para obtener el traspaso del jugador y le garantizó un contrato de cuatro años, en los que recibirá, cada temporada, 30 millones de euros netos; pero todavía más importante es el hecho de que los impuestos en Italia sobre los ingresos obtenidos fuera de ese país son muy inferiores a los que imperan en otras naciones de la comunidad europea y esto, para Cristiano, es fundamental. En España lo condenaron porque ocultó parte de sus ingresos por derecho de imagen; pero en Italia no tendrá que preocuparse por este problema.

La llegada de CR7 a la Juventus ha sido un gran negocio para el club y para la Serie A, quizás la liga europea menos seguida en los últimos tiempos. Por tanto, el hecho de que el portugués, considerado por no pocos como el mejor futbolista del mundo a día de hoy, juegue todos los fines de semana en Italia representa una ventaja simbólica y material para el Calcio.

La parte material es fácilmente medible. La Juve cotiza en la bolsa y desde el anuncio de la firma de Cristiano, las acciones han aumentado notablemente su valor. La camiseta, con el número 7 (que gentilmente cedió el colombiano Juan Guillermo Cuadrado) es la más vendida de la Juventus. En poco más de un mes se han comercializado, en tienda oficial, una cifra exorbitante de estas piezas que no son precisamente baratas (entre 70 y 140 euros). El club elevó el precio de sus abonos, en casi 10 millones de euros, por lo que recibirá, cada año, 34 millones y si el equipo avanzara mucho en la Champions, entonces por concepto de boletería los ingresos podrían rondar los 70 millones. Además, el club ya renegoció (o tienes planes futuros de hacerlo) los contratos con sus patrocinadores más importantes (Adidas, Jeep y Cygames).

CR7 es el deportista más influyente en redes sociales y los perfiles de la Juventus en Instagram, Facebook y Twitter se han beneficiado del “efecto Cristiano”, ya su número de seguidores ha crecido en cifras millonarias.

El portugués ha ganado el Balón de Oro en cuatro de las últimas cinco temporadas (2013, 2014, 2016 y 2017); pero todo parece indicar que el dominio de Messi y CR7 en este galardón, que comenzó en 2008, terminará este año. Ni Messi ni Cristiano mostraron el nivel que se esperaba en la Copa Mundial Rusia 2018, por lo que esto deja abierta una competición que tiene, como principales favoritos, al croata Luka Modric (campeón de Champions y subcampeón mundial) y al francés Kylian Mbappé (campeón de la liga francesa con el PSG y titular mundial).

¿Podrá Cristiano aumentar su liderazgo como máximo goleador en la Liga de Campeones? Falta por ver cómo se adapta al juego del equipo que dirige Massimiliano Allegri; pero que nadie dude que, a sus 33 años, el portugués siendo muy en forma. El Real Madrid, de seguro, lo extrañará.

Miguel

Periodista, profesor universitario, Doctor en Ciencias de la Comunicación Social. Bloguero empedernido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *