Novedades del fútbol: fracaso del Barca y silencio del Real Madrid en cierre del mercado

Los dos principales favoritos para ganar LaLiga, Barcelona y Real Madrid, no lograron reforzar su plantilla con nuevas incorporaciones en el cierre del mercado. Extraño, pero cierto. Habituales compradores, ahora ambos clubes, especialmente los blaugranas, se convirtieron en vendedores.

En este enlace aparecen análisis muy completos de lo que sucedió con los merengues y su escasa movilidad para reforzar al equipo. Solo una salida, la de Luca Zidane, fichado por el Rayo Vallecano y cero entradas en la etapa final del mercado no es lo que esperaban los fanáticos. Aunque, de todas formas, el club quedó satisfecho con las salidas y cesiones realizadas y con la repesca de Odegaard.

Mientras, en la Ciudad Condal, la negativa de Ousmane Dembelé acabó con las esperanzas de Ronald Koeman de tener en su alineación regular al tan ansiado delantero Memphis Depay.

Después de la salida de Luis Suárez, descartado por Koeman, las esperanzas estaban puestas en el jugador del Olympique de Lyon. Ambas partes estaban interesadas; pero, a última hora, la operación quedó cancelada. Para asumir la adquisición del delantero, la directiva blaugrana necesitaba salir de Ousmane Dembelé. El Manchester United quería sí o sí al francés; pero este bloqueó su pase. Una estrategia extraña, teniendo en cuenta que Dembelé tampoco es muy del agrado de Koeman y en el United hubiera sido titular. Lo cierto fue que, sin dinero en sus arcas, el Barcelona desistió de Depay. Además, también abandonó la “búsqueda sin captura” del defensa central español Eric García, porque el Manchester City negó la última oferta del Barca.

Horas antes, Rafinha partió hacia París, donde jugará con el PSG; mientras, Todibo, que soñaba con la Liga Premier, terminó cedido en el Benfica, por apenas dos millones de euros, con opción de compra.

Los efectos de la pandemia del coronavirus fueron visibles en este mercado, con cifras muy inferiores a las de 2019. Los grandes clubes de Europa lograron reforzarse todavía más, así que parece muy poco probable que el PSG (a pesar de su mal comienzo) y Bayern Múnich vean en peligro su racha de títulos consecutivos. En Italia e Inglaterra la situación es diferente, sobre todo en la Premier, donde lidera el sorprendente Everton; mientras, en Italia, la Juventus tiene una plantilla espectacular, reforzada con Morata, Arthur, McKennie y Kulusevski. No obstante,  el Inter de Milán también recibió nuevas incorporaciones que pudieran ser muy valiosas como Achraf, Kolarov, Arturo Vidal y Darmian.

En la Liga Premier la billetera se abrió en grande, especialmente en Chelsea. El DT Frank Lampard tendrá a su disposición a talentos por los que se pagó una fortuna: Havertz (80 millones),  Werner (45), Chilwell (50) y Ziyech (40).

En la Bundesliga, los clubes manejaron con mucha cautela económica su plantilla. Si en 2019 gastaron 747 millones en fichajes, ahora solo la mitad, 318. El campeón de Europa, Bayern Múnich, invirtió 64 millones de euros en siete jugadores; mientras, el Borussia Dortmund utilizó 48 millones y el RB Leizipg, 33 millones. El fichaje más costoso fue el de Sané quien llegó del City, a cambio de 45 millones.

La situación económica de los clubes franceses es terrible. Allí la temporada anterior terminó abruptamente por la expansión de la pandemia. Los equipos reportaron pérdidas por 300 millones de euros. Con tan poco en los bancos, las directivas no pudieron hacer muchos movimientos.  Solo el PSG, el amo y señor de la Ligue1, consiguió fichajes notables.

Miguel

Periodista, profesor universitario, Doctor en Ciencias de la Comunicación Social. Bloguero empedernido

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: