El Talón de Aquiles de Yoenis Céspedes

A Yoenis Céspedes lo apodaron, en Cuba, “la Potencia”. Parece que al granmense le gustó ese sobrenombre y a sus agentes les vino bien para aquella inolvidable presentación de las “5 herramientas”. Céspedes tiene una gran fuerza al bate, un envidiable brazo y…una salud tan endeble que podría acabar, mucho antes de lo esperado, con la carrera de este jardinero que firmó el mayor contrato en la historia para un pelotero cubano.

En 2015, Céspedes llegó a los Mets de Nueva York, después de pasar por los Atléticos, Medias Rojas y Tigres.  Sus batazos oportunos y buenas jugadas defensivas propiciaron que los Mets retornaran a la Serie Mundial, donde cayeron ante los Reales de Kansas City. La franquicia quiso retenerlo, por lo que le ofreció un contrato de tres años, por 75 millones; pero, al finalizar la temporada 2016, sus agentes presionaron y los Mets aceptaron estructurar un nuevo acuerdo, de 110 millones por cuatro años. De seguro la directiva de esa franquicia se arrepiente ahora de haber dado ese enorme paso económico, aunque el contrato incluía un acápite de seguro, en caso de que Céspedes se lesionara.

A partir de 2017, poco ha podido aportar Céspedes a los Mets. En dos campañas, apenas ha jugado 119 partidos, ya que diferentes lesiones lo han llevado, una y otra vez, a la lista de incapacitados.

En 2018, el cubano comenzó bien; sin embargo, entró a la lista de lesionados el 14 de mayo. Luego, durante un partido en ligas menores, tuvo un retroceso en su recuperación. Finalmente, Céspedes volvió al equipo principal, para el primer partido de la Serie del Subway, contra los Yankees de Nueva York. Ese día conectó un cuadrangular; pero apenas concluyó el desafío declaró que, probablemente, necesitaría cirugías en sus dos talones.

La noticia tomó por sorpresa a la directiva de los Mets. Ellos trataron, a toda costa, de buscar un tratamiento alternativo, con tal de evitar el quirófano, pero las opiniones de diferentes especialistas consultados fueron concluyentes: eran necesarias dos operaciones, una en cada talón. Tiempo de recuperación: entre 8 y 10 meses, aunque pudiera tardar más. Por tanto, concluyó la temporada 2018 para el cubano, con 9 jonrones, en 38 partidos disputados. Difícilmente logre retornar antes del Juego de Estrellas en 2019. Peor, imposible.

Miguel

Periodista, profesor universitario, Doctor en Ciencias de la Comunicación Social. Bloguero empedernido