Leinier Domínguez, un reloj y el título mundial

Leinier necesitará mucha concentración en el Mundial de blitz
Leinier necesitará mucha concentración en el Mundial de blitz

En Almaty, Kazajstán, un año atrás, Leinier Domínguez fue la gran sorpresa del Mundial de blitz. Muy pocos le ofrecían oportunidades al cubano ante 15 fortísimos rivales, muchos de ellos con un coeficiente ELO superior y, especialmente, con una mayor experiencia en este tipo de torneos donde los jugadores cuentan con apenas cinco minutos en el reloj.

El gran favorito era el ucraniano Vassily Ivanchuk, con 2786 de ELO en aquel momento y monarca del 2007; sin embargo, Leinier jugó de forma impecable, tuvo algo de suerte en al menos dos partidas y llegó a los principales titulares de los medios especializados con su triunfo de forma invicta en la fría ciudad europea.
Leinier abrió el Mundial con un convincente éxito sobre la húngara Judith Polgar y en total logró inclinar los reyes de ocho de sus oponentes, mientras firmó la paz con los otros siete. Quizás su partida más extraña del evento fue la que sostuvo contra el israelí Boris Gelfand—séptimo del orbe—, pues apenas en el movimiento 20 Gelfand cometió un error infantil y dejó su dama abandonada, por lo que Leinier solo tuvo que tomarla y el israelí se rindió inmediatamente.

Si en la partida contra Gelfand el cubano aprovechó el increíble fallo de su oponente, en su encuentro contra la súper estrella rusa Alexander Morozevich, Leinier mostró una excelente imaginación y poder de cálculo y fue capaz de encerrar a Morozevich en una red de jaque mate que le valió elogios de los especialistas.

En el mejor jugador de Latinoamérica y primer cubano en sobrepasar la barrera de los 2700 puntos de ELO resaltó su ecuanimidad, lo que le posibilitó salir de grandes apuros, en especial frente al ruso Sergei Rublevsky, durante la cuarta ronda. Tal vez esta haya sido su partida más complicada del torneo, porque Rublevsky alcanzó una posición muy ventajosa, con torre de más ya en el final; sin embargo, Leinier aprovechó algunos deslices y salvó lo que parecía una derrota segura.

Con 11,5 puntos de 15 posibles, Leinier terminó media unidad por delante de Ivanchuk y luego se ubicaron los rusos Peter Svidler y Alexander Grischuk. No obstante la brillante actuación, algunos analistas señalaron que al Mundial de Almaty no asistieron varios de los ajedrecistas de la elite, como Viswanathan Anand, Vladimir Kramnik, Veselin Topalov o Magnus Carlsen.

MOSCÚ, UN ESCENARIO DIFERENTE
El Mundial blitz de Moscú presenta una nómina más fuerte que la de Almaty. Esto salta a la vista luego de recorrer la lista de invitados, muchos de los cuales no tendrán que trasladarse porque acaban de participar en el fortísimo Memorial Tal, el torneo más completo del año.

La categoría del Mundial será otra vez la XIX, según la Federación internacional de ajedrez (FIDE), solo que en esta ocasión el ELO promedio aumenta hasta 2715, por 2702 el año pasado.

Sin dudas el certamen promete ser difícil para Leinier. La lista de los rivales es intimidante: Carlsen, Anand, Aronian, Kramnik, Ivanchuk, Leko, Gelfand. El cubano los ha enfrentado anteriormente y los resultados—con la excepción de Carlsen—no han sido malos; pero un detalle es muy significativo: mientras estas estrellas han mantenido una activa presencia en eventos de gran nivel, Leinier, después de ganar el Memorial Capablanca en La Habana, solo acumula las tres partidas jugadas en el torneo Panamericano por equipos.

Además, entre los 20 participantes aparece la actual campeona mundial, Alexandra Kosteniuk y el veterano Anatoly Karpov quien finalmente no chocará ante Garry Kasparov en París, por lo que la tan publicitada gira que ambos emprenderían probablemente quede en el olvido.

En Moscú se vivirán dos jornadas intensas, pues los organizadores dividieron las 19 rondas en dos días. Esto no sería posible en encuentros normales, pero como el blitz se desarrolla con apenas cinco minutos en el reloj para cada ajedrecista—y sin incremento adicional de tiempo por jugada—, pues se entienden los 10 encuentros diarios; aunque el cansancio al final de la jornada debe ser enorme.

Las partidas blitz no se reportan al ranking mundial de la FIDE, por lo que nadie se preocupa en cuidar su ELO y no abundan las tablas, lo que incrementa el atractivo del Mundial. En caso de empates en la puntuación final se aplicarán diversas formas para romper el abrazo: primero decidiría el resultado particular entre los jugadores y luego el número de victorias. De persistir la igualada, entonces se emplearía el sistema Sonneborn-Berger y como último recurso una partida blitz.

Dos días después que en Moscú se corone al campeón blitz, algunos de los que participaron en el Mundial tomarán un avión hasta la helada ciudad de Khanty-Mansiysk, entre ellos Leinier Domínguez, para intervenir en la Copa. Lástima que otros—como Carlsen—hayan decidido pasar por alto este evento.

Publicado en Cubahora

Vea además:
Descargue las partidas del Mundial 2008 aquí
Sitio oficial del Mundial blitz de Moscú 2009
Sitio oficial de la Copa Mundial de Khanty-Mansysk

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido