Desbandada en la NBA

El martes 15 de noviembre los jugadores de la NBA deberían haber cobrado su primer cheque de la temporada. Kobe Bryant hubiera recibido 740 mil euros; mientras que el salario promedio para ese pago inicial rondaba los 165 mil euros. Por supuesto que ningún atleta cobró un centavo, porque la huelga de la mejor liga de baloncesto del mundo sigue adelante.

Después de leer tantas notas en las últimas dos semanas pensé que las dos partes involucradas en el conflicto, el hasta ayer Sindicato de jugadores y los dueños de equipos, finalmente firmarían el nuevo acuerdo laboral; sin embargo, nada de esto sucedió y los basquetbolistas optaron por desintegrar su asociación y poner en manos de los abogados la decisión del acuerdo. La noticia no pudo ser peor y el presidente Barack Obama, quien dijo claramente que no intervendría en el asunto, porque “tenía otros temas más importantes”, definió de la mejor manera esta “polémica”: es una pelea de millonarios contra multimillonarios.

Entonces, no tendremos NBA en 2011 y veremos qué pasará en 2012. Por lo pronto, las ciudades que acogen a franquicias ya lamentan el negativo impacto económico que representa un lockout continuado; mientras aquí en Europa se espera que de un momento a otro aumente la oleada de jugadores que decidan firmar por clubes españoles, israelíes o turcos. El gran problema es la cobertura del seguro que cubre lesiones o accidentes, porque como las grandes estrellas reciben salarios tan altos, para poder jugar el equipo debe correr con ese dinero, además del contrato. Así que aunque tal vez muchos quieran—aumentarían sus cuentas bancarias y mantendrían la forma física— en realidad tengo mis dudas sobre el total de estrellas que terminarán enroladas en la Liga de campeones del baloncesto europeo.

¿Qué pasará con la NBA? Tendrán que llegar a un acuerdo; pero la herida que han dejado abierta pudiera ser muy costosa, porque a los fanáticos del mundo entero nos resulta muy difícil comprender la razón de esta batalla entre millonarios. Ya lo sufrió el béisbol, con la huelga en 1994; también la NBA, en menor medida, en 1999…ambas ligas lograron salir adelante; aunque esta vez recuperar la confianza pudiera llevar muchísimo más tiempo.

Vea además:
Huelga por algunos…millones de más

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido

Un comentario sobre “Desbandada en la NBA

  • el 21 noviembre, 2011 a las 4:37 pm
    Permalink

    Creo que se les ha ido la mano..los jugadores quieren mas de un 51% de las ganancias…..it’all about money…shame on them….!!

Comentarios cerrados.