Carlsen torturó a Anand; pero el Tigre resistió (VII)

Casi seis horas después de que Viswanathan Anand planteara la defensa Berlinesa, en la séptima partida del match por el título mundial de ajedrez, que se celebra en Sochi, Magnus Carlsen seguía, obstinada e improductivamente, tratando de sacar provecho de la ventaja material sobre el tablero; aunque para todos estaba claro que el duelo parecía destinado a terminar en tablas.

El prodigio noruego lo intentó de todas las formas posibles; sin embargo, el “Tigre de Madrás” no cometió ningún error, resistió la presión y obtuvo lo que buscaba: medio punto con negras. Quedan cinco partidas y, de ellas, el indio conducirá las blancas en tres de ellas. Necesita solo un triunfo para igualar. Se escribe fácil, pero superar al campeón mundial es extremadamente difícil. Anand lo sabe muy bien, porque en los últimos cuatro años solo ha logrado inclinar el rey de Carlsen en una ocasión.

La séptima partida del duelo en Sochi se extendió a 122 movimientos, exactamente por 6 horas y 25 minutos y casi entra en los libros de récords, ya que quedó a dos movimientos de la marca en un match, impuesta en el duelo entre Viktor Korchnoi y Anatoly Karpov, en 1978 (124 jugadas). No obstante, ya es la segunda partida más extensa en matches por la corona, tras superar los 121 movimientos del vigésimo cotejo entre Tal y Botvinnik, en 1961.

El resultado final fue tablas; sin embargo, ¿podemos decir que hubo un ganador? Sin dudas fue una partida desgastante, para los dos; aunque Carlsen jugó con menos presión y su preparación física parece ser mejor. ¿Tendrá energía Anand para salir por la victoria en la octava partida, con blancas?

Vea además:
Descargue las partidas del match Carlsen vs. Anand [en .pgn]

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido