La FIFA “reparte” los premios millonarios del Mundial Brasil 2014

Ya sabíamos que la distribución que hacía la FIFA de los ingresos obtenidos en la Copa Mundial Brasil 2014 era desigual; pero quizás nunca “sospechamos” que la diferencia fuera tan grande.

De casi 4500 millones de dólares en ingresos provenientes de acuerdos con televisoras, patrocinadores, servicios de hospitalidad y por el otorgamiento de licencias, la FIFA reparte solo unos 400 millones de dólares entre las 32 federaciones nacionales.

Así es como se distribuye parte de ese dinero:

Al Campeón:

La federación de Alemania se llevará el premio de 35 millones de dólares que se le da al campeón del Mundial para su elección. Serán 5 millones más de los que obtuvo el campeón España hace cuatro años en Sudáfrica.

Al subcampeón:

Argentina obtendrá 25 millones (un millón más que en 2010); mientras, Holanda recibirá 22 millones y Brasil 20 millones.

Cuartos, octavos de final y Fase de Grupos:

Los premios en efectivo para las otras 28 federaciones que fueron eliminadas serán los mismos que en 2010.  Los que pasaron a cuartos de final reciben 14 millones de dólares, los de octavos reciben 9 millones y los que no pasaron de la fase de grupos se quedan con 8 millones.

Además, la FIFA pagó 1,5 millones por adelantado a cada una de las 32 federaciones para prepararse para el torneo, 500.000 dólares más que hace cuatro años.

Problemas con países africanos:

El pago de bonos expuso los problemas financieros de las federaciones africanas y una desconfianza persistente de muchos jugadores hacia los dirigentes. Tres de cinco equipos africanos (Camerún, Ghana y Nigeria) se distrajeron por el tema de los pagos.

El equipo camerunés llegó con un día de retraso porque los jugadores se negaron a subir al avión hasta obligar a su federación a endeudarse para asegurar que los jugadores recibirían su pago. El gobierno de Ghana mandó 3 millones de dólares en efectivo e hizo que el gobierno brasileño sorteara leyes sobre mover dinero para evitar una huelga de sus jugadores, a quienes se les habría prometido un pago de entre 75.000 y 100.000 dólares.

Los jugadores de Nigeria cancelaron sesiones de entrenamiento antes del partido de octavos contra Francia donde perdieron para asegurar que sus bonos se mantenían. Les prometieron 10.000 dólares a cada uno por cada etapa ganada y hubieran ganado 102.500 en total por conseguir el título.

El secretario general de la FIFA, Jerome Valcke, dijo que era “triste” que el tema de los bonos distrajera la atención del fútbol. Prometió que en el futuro, la FIFA buscará acuerdos por escrito por parte de las federaciones de que los jugadores que sean contratados recibirán el dinero antes de llegar al Mundial, en este caso a Rusia, en 2018.

A los clubes profesionales:

Los equipos que prestaron a los 736 jugadores para participar en la Copa Mundial también tendrán su rebanada de ganancias.

La FIFA dispuso 70 millones de dólares para distribuir 2800 dólares por cada día que un jugador estuvo cumpliendo sus deberes en el Mundial. El dinero se reparte entre el actual equipo del jugador y cualquier otro club para el que hubiese jugado en los dos años previos durante los partidos de las eliminatorias. En otras palabras, los clubes, sin estar en el Mundial, siguen ganando dinero.

Con información de Últimas Noticias

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido