Freddy Asiel Álvarez, ¿un chivo expiatorio?

Después de presenciar, una y otra vez, las imágenes de la pelea en el estadio “Victoria de Girón”, entre jugadores de Matanzas y Villa Clara, que rápidamente llegaron a YouTube, para mí estaba muy claro que la Federación cubana impondría sanciones a los jugadores involucrados en los tristes sucesos. El hecho tuvo una amplísima cobertura mediática, sin dudas inusual, especialmente si tenemos en cuenta que, ante experiencias anteriores, primó el silencio y luego la nota oficial; pero vivimos tiempos nuevos, así que hubo de todo un poco; aunque, en sentido general y como indica la más elemental lógica, la condena fue unánime.

Los pelotazos propinados por el lanzador Freddy Asiel Álvarez, la “carga bate en mano” de Demis Valdés y los bancos vacíos (afortunadamente no hubo más golpes) son hechos repudiables. Ramón Lunar volvió a chocar con la mala suerte, esta vez personificada en un “swing” de Valdés que pretendía golpear la anatomía de Álvarez y que, al impactar en la boca del capitán villaclareño, provocó daños considerables en su boca y no se sabe cuándo pueda regresar a la alineación de los campeones.

Las sanciones, por tanto, no creo que hayan sorprendido a nadie. Eran esperadas y, sin dudas, necesarias; pero lo que sí me sorprendió fue la dureza del castigo, especialmente contra Álvarez quien no podrá lanzar más en la actual 53 Serie Nacional.

¿Dónde está el problema? En el doble rasero. Siempre he sido seguidor de Villa Clara y entre mis mejores recuerdos están aquellos tres campeonatos en línea, obtenidos por el equipo más completo de la década del 90. Luego sufrí los constantes reveses de una selección que parecía incapaz de ganar el playoff por el título. Esta “maldición” terminó, afortunadamente, en 2013, con la muy convincente victoria sobre Matanzas, dirigida, ironías de la vida, por Víctor Mesa. El espectacular trabajo de Freddy Asiel fue fundamental para ganar la quinta corona en la historia. Pero el fervor con que sigo y apoyo a los Leopardos Naranjas no puede cegar mi análisis. Por tanto, sí, Freddy Asiel merecía un castigo, porque dejó una pésima impresión con los pelotazos (haya golpeado o no de manera intencional a Víctor Víctor Mesa); sin embargo, separarlo de todo el campeonato parece desproporcionado.

Cuando leí por primera vez las sanciones pensé de inmediato en Vladimir García, el hombre que golpeó en dos ocasiones, probablemente de manera intencional, a Ramón Lunar…y no recibió tanta cobertura mediática adversa y la Comisión Nacional no lo separó ni por una serie. Ni hubo encendidos comentarios, ni reuniones extraordinarias. Entonces,  ¿cuál es la diferencia en ambos casos? ¿Por qué aplicar el reglamento de diferentes maneras? Ah, el contexto amigos míos…

La separación definitiva de Freddy Asiel trata de presentarse como una “medida ejemplarizante”. Reitero: el mejor lanzador cubano merecía una sanción…15, 20, 30 juegos y sin recibir los 1500 pesos cubanos que, aproximadamente, obtiene cada mes como salario; pero tomar a este lanzador como “chivo expiatorio” parece cualquier cosa menos una “medida educativa”. Si quisieron enviar un mensaje, este llegó alto y claro. Si querían atacar al problema, una vez más se quedaron en las ramas.

Este es un resumen de los castigos, a partir de una nota emitida por la Dirección Nacional de Béisbol:

1.- Suspender de la actual Serie Nacional al jugador del equipo de Villa Clara, Freddy Asiel Álvarez, por la actitud antideportiva adoptada, que marcó el suceso y en consideración de que se trata de un atleta perteneciente a la Selección Nacional y tiene la obligación de ser ejemplo para nuestros niños, jóvenes y pueblo en general.

2.- Separar definitivamente de la 53 Serie Nacional al árbitro Osvaldo de Paula Arias Lazo, principal responsable de lo acaecido, por no tomar oportunamente las medidas establecidas en el Reglamento.

3.- Suspender por un año de todo evento oficial calendariado por el INDER al jugador de Matanzas, Demis Valdés Galarraga, por su actitud totalmente incompatible con los principios del deporte cubano. Su reincorporación estará condicionada al comportamiento que mantenga en lo adelante.

4.- Amonestar a los Supervisores (Comisarios Técnicos), al Jefe de Grupo y al resto de los árbitros por no advertir al árbitro principal sobre la adopción de las medidas preventivas correspondientes.

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido

33 comentarios sobre “Freddy Asiel Álvarez, ¿un chivo expiatorio?

    • el 19 febrero, 2014 a las 7:24 pm
      Permalink

      Saludos Alejandro y gracias por replicar el post en Béisbol en Cuba. Ya vi los comentarios, algunos muy críticos, otros que prefirieron centrarse en “temas personales”, en fin, como sucede en cualquier esquina caliente del mundo offline llevado ahora al ciberespacio

  • el 19 febrero, 2014 a las 5:42 pm
    Permalink

    Socio, no veo la dureza con Fredy Asiel, había que sacarlo de la 53 SN, eso no es discutible. Él fue el que empezó la riña, reccuerda, le dio 2 pelotazos a Santoya por gusto, uno de estos por la cabeza, y después uno a Víctor Jr. Hasta cuando socio?
    Obviamente tú eres villaclareño, y eso de “chivo expiatorio”, qué clase de periodista pondría un encabezado así. Qué sabes tú de lo que pasó realmente? Solo pareces un naranja más dolido por la ida de Víctor Mesa a Matanzas.

    • el 19 febrero, 2014 a las 7:51 pm
      Permalink

      Saludos Laz y gracias por leer mi post y comentarlo, tanto aquí como en Béisbol en Cuba. Por supuesto que estoy de acuerdo con la imperiosa necesidad de castigar a Freddy Asiel Álvarez, porque su comportamiento dejó muchísimo que desear. Eso lo dejé muy claro en los dos posts que escribí sobre el tema. Si lees detenidamente el artículo, verás que, orgullosamente, soy villaclareño, aunque no viva en esa provincia hace más de una década, pero el fanatismo no me ciega y trato de distanciarme para ofrecer un criterio, mi criterio, con el que algunos están de acuerdo y otros muchos no. Bienvenida la polémica. Fue un castigo desproporcionado, y que está “justificado” por el contexto en que se produjo; pero sucede que el reglamento debe aplicarse por igual a todos y esto no ha sucedido así. En cuanto a mi “dolor” por la “partida” de Víctor Mesa…ese parece un criterio de un acérrimo seguidor de los Cocodrilos, agradecido porque el “profesor Víctor Mesa” los llevó a los playoff, tras 20 años de ausencia. Entiendo el agradecimiento matancero hacia VM32, pues era doloroso ser el único en Cuba que no jugaba un partido de postemporada desde 1992, pero, en mi caso, me quedo con el Víctor al que visité en su casa en dos ocasiones, cuando vivía en Santa Clara, al pelotero que maravillaba en el jardín central, al tipo sencillo de Sagüa la Grande. Esta versión “updated”, con tantas características negativas, se las dejó a los Cocodrilos.
      En cuanto a qué clase de periodista soy, bueno, si tiene mal criterio de mi título o de mis enfoques en este espacio, mi espacio, pues así de rica es la vida, llena de matices. Lo invito a que se mantenga leyendo mi blog, donde hay más de 1500 artículos, también que escuche mi programa de radio en Habana Radio o lea mis columnas sobre deportes y nuevas tecnologías para La Jiribilla o la agencia IPS. Si después de eso mantiene el criterio negativo, pues, una vez más, así de diversa es la vida.

  • el 19 febrero, 2014 a las 9:50 pm
    Permalink

    Amigo, lo que pasa es que porque no hayan expulsado a Vladimir no pueden dejar de expulsar a Asiel. Lo que está mal en este caso es lo primero.

    • el 19 febrero, 2014 a las 10:48 pm
      Permalink

      Saludos Samurai y gracias por comentar en mi blog. Una vez más: estoy de acuerdo con que era imprescindible una sanción a Freddy Asiel. Su actitud fue absurda, baja y cualquier otra calificativo negativo que pueda agregar. Pero el hecho de expulsarlo del campeonato fue desproporcionado y estuvo condicionado por el contexto, se convirtió en un “chivo expiatorio” de la Comisión que, solo ahora, quiso “cortar” no precisamente por lo sano la violencia en los deportes, visible no solo en el béisbol, sino también, por ejemplo, en el baloncesto y el fútbol.

  • el 19 febrero, 2014 a las 9:50 pm
    Permalink

    micolumnadeportiva, permítame enterarlo de que soy pinareño, y soy un ferviente seguidor de mi equipo Pinar del Río. Eso deja claro que se equivoca al tildarme de matancero.
    Lo que dije lo mantengo, los villaclareños en un gran porciento ahora le tienen odio e inquina a Víctor Mesa; tanto que llegaron a sacar un cartel cuando ganaron que decía: “Víctor, gracias por hacernos Campeones”, al hombre que los formó a todos como peloteros, que los enseñó a hacer carreras, a batear, a robar bases. A todos nos queda claro (no sé a usted) que talento necesitó para eso, porque en Villa Clara, desde hace buen rato, no sale un slugger. Eso lo debe saber.
    Villa Clara en los 18 años de sequía que tuvo, fue a Play Off en las 18 ocasiones, con equipos inferiores en ocasiones, y siempre perdió. La culpa es de Víctor Mesa?
    A veces achacamos nuestra ineptitud para lograr algo, a factores que no determinaron nuestro fracaso. Nada tuvo que ver Víctor Mesa con la incapacidad de Villa Clara en estos años, y sí se puede decir que esta última determinó su ida a Matanzas.
    Yo puedo entender hasta cierto punto el desdén hacia el 32, pero como acabo de explicar, no se puede ser ciego.
    Lo que me dice de sus 1500 artículos, columnas de deportes, como usted debe saber, nada me dice sobre su calidad profesional, calidad que un título como el que puso a esta noticia menoscabó hasta el inframundo.
    Amigo, un título como: “Freddy Asiel Álvarez, ¿un chivo expiatorio?” es digno de un reportero novato, no de un periodista sensato. Dónde está la fuente que justifica tal título?
    Los profesionales no publicamos cosas por nuestra intuición, eso está atrasado.
    No sabe usted que el periodista tiene como única función social difundir la noticia, no el chisme?
    Sabe usted que un pitcher puede matar a una bateador con un pelotazo en la cabeza, aún con el casco puesto?
    Sabe usted que la recta es el único lanzamiento que NO se “escapa”? La recta tiene un agarre sólido y muy sencillo, si una recta va hacia la cabeza de un bateador, con una probabilidad muy alta fue lanzado intencionalmente.
    Pero usted debe saber todo esto, si tanto sabe. No?

    • el 20 febrero, 2014 a las 4:17 am
      Permalink

      Saludos Laz y gracias por su nuevo comentario. Es bueno saber el equipo de su preferencia, aunque en mi comentario anterior no creo haberlo “tildado” de “matancero”. Cuando dice y sostiene que los villaclareños sienten “odio e inquina” hacua VM32, pues sin dudas está haciendo una fortísima generalización. En realidad no creo que exista tal odio, y si algunos malos fanáticos van al estadio con pancartas y le gritan improperios a VM32, sencillamente olvidan todas las cosas que logró VM32 en su etapa de jugador, reconocido (otra gran polémica con Javier Méndez) como el mejor jardinero central de su época. No me parece acertado generalizar el “odio y la inquina” entre los villaclareños, aunque ciertamente el “profesor” en los últimos tiempos no ha lucido bien ante todos aquellos que lo idolotraban. Sobre la formació o no de VM32 del equipo Villa Clara, por supuesto que dejó una huella. Estuvo ocho años, jugó dos finales nacionales (en ambas perdió por barrida ante Industriales), pero, lo más importante de todo, levantó a una selección perdida tras la partida de su núcleo central de los años noventa (Ángel López, Jorge Luis Toca,Jorge Díaz Olano, Osmany García, Rolando Arrojo). Por tanto, sí, por supuesto que debe existir agradecimiento por las enseñanzas. Talento, indudablemente, tiene. Bajo VM32 perdieron dos finales y en las otros seis campeonatos quedaron o en la fase de cuartos o en semifinales. ¿Fue todo culpa de VM32? Sería absurdo pensar que sí, al mismo tiempo, sería inocente “liberarlo de toda responsabilidad”. ¿Acaso no sucede así con todas las modalidades deportivas? El entrenador carga con una enorme peso sobre el resultado final. Entonces, sí, claro que la incapacidad de VM32 para motivar a sus jugadores tuvo muchísimo que ver en los reveses de los playoff (inolvidable las dos barridas frente a Industriales, de Anglada, en años consecutivos). Recordemos que después de su salida de Villa Clara, el “profesor VM32” partió hacia México, y allí estuvo casi tres años, dirigó en la liga veracruzana, donde salió bien, porque, ya sabemos, tiene talento y sabe mucho de béisbol. Luego no le fue nada bien con los Diablos Rojos de México, que lo despidieron. Después de esto fue que vino la “aventura matancera” y el regreso de Matanzas a los playoff, tras 20 años de ausencia. Entonces, no creo que haya “desdén” hacia VM32 en Villa Clara, sino inconformidad, incluso, perplejidad ante las actitudes asumidas por VM32 (no solo ahora) hacia su antigua equipo, su provincia natal.
      En cuanto a lo de mi calidad profesional, ya le dije, cuestión de criterios. No digo más, solo lo invito a que siga visitando mi blog, un espacio personal, donde coloco mis ideas y que no tiene nada que ver con los perfiles editoriales de los medios para los que escribo. Ahora, para aclarar algunos puntos “técnicos”, ya que soy profesor de periodismo digital en la bicentenaria Universidad de La Habana, mi post “Freddy Asiel Álvarez, ¿un chivo expiatorio? no es una noticia, considérelo un comentario o mejor,un post para blog, hecho con un estilo más desenfadado, muy personal. De acuerdo con el Diccionario de la Real Academia Española, “chivo expiatorio” es una “persona a la que se culpa de algo sin razón”. Notará que esa idea, en mi título, va encerrada entre signos de interrogación, porque prefiero dejar abierta esa idea, no soy afirmativo, al menos no desde el título, sino que trato de presentar los diferentes puntos de vista, aunque sí defiendo la idea de que Asiel fue un “chivo expiatorio”, no porque no tuviera culpa, porque por supuesto que la tuvo, sino “chivo expiatorio” de todos los problemas con la violencia como tema central en la Serie Nacional (no solo en esta…recordemos aquella abominable discusión del profesor VM32 con César valdés,en el 7mo juego del playoff semifinal de la 52 Serie). Y sobre la “fuente”…solo son necesarias cuando usted va a poner en boca de otro declaraciones. En mi caso, si analiza el post completo, una vez más, es mi criterio personal. Créame que entiendo bien cuál es el rol social del periodista, no por gusto estudié 5 años la carrera y, afortunadamente, en menos de dos meses debo defender mi doctorado en Ciencias de la Comunicación, por lo que no puedo dejar pasar críticas hacia un “desentendimiento” del rol social del periodista. Para no hacer más larga mi respuesta: por supuesto que un lanzador puede dañar seriamente a un jugador con un bolazo. Lo sabe muy bien Alexei Bell quien, psicológicamente, nunca ha podido recuperarse de aquel fortísimo deadball, lo sabe también Ramón Lunar, golpeado impunemente ante la mirada permisiva de los mismos que ahora castigan (merecido castigo, no así su extensión) al mejor lanzador de la pelota cubana.

  • el 19 febrero, 2014 a las 10:06 pm
    Permalink

    Laz, tu no eres pinareno na. Tu eres un guatacon Matanzero como Demis Valdez que hizo lo que el amo le mando. Que tu sabes de los problemas de VM con Villa Clara, quien te dijo que VM eseno ese equipo a hacer Carrera??? Tu no sabes cuantos campeonatos gano esa provincial cuando VM era solo un nino y con el mismo estilo de juego

  • el 19 febrero, 2014 a las 11:32 pm
    Permalink

    Le escribo porque anoche llegue a mi casa después de una larga jornada laboral extendida por las condiciones del transporte que afectan a la gran mayoría de los que trabajamos aquí en la ciudad y al hacer uso de mi gran entretenimiento que es la lectura de la prensa, me sorprendió en la página deportiva del periódico Granma un artículo que de solo leerlo pude darme cuenta de la poca simpatía de su autor hacia el equipo Villa Clara algo muy poco profesional como periodista pues hablaba de violencia por parte del jugador villaclareño como si solo en el incidente hubiese existido un solo protagonista pues su mensaje simplemente era mano dura con Frddy Asiel, supuse inmediatamente que el resultado de ese escrito seria un elemento más para convertir a dicho pelotero en el chivo expiatorio de la 53 serie nacional, algo que pude constatar unos minutos después en el noticiero nacional de televisión , que es verdad que este no actuó correctamente todos lo sabemos, pero creo no estar equivocado en que hay que atacar las causas de esta rivalidad convertida en problemas entre VC Y MTZA no al problema, lo que sucede es que las causas la conocemos todos muy bien, incluida la comisión nacional del beisbol pero nadie quiso a tiempo solucionarlas, y vienen desde la discusión del campeonato anterior donde se permitió unas series de irregularidades sobre todo a los peloteros y director del equipo Matanzas, si no recuerden protestas airadas con fundamento quizás y otras sin fundamentos y anacrónicas como la música en las gradas, fenómeno este tan antiguo como el propio beisbol, a las cuales se le dio curso por la comisión nacional en detrimento del disfrute de la afición, bates contra el piso, indebidas respuestas a los periodistas en las conferencias de prensa donde se demostró la falta de profesionalidad de los protagonistas de estas, sobre todo del protagonista que todos conocemos, que en gran medida se quiso justificar con preguntas no adecuadas de los periodistas, responsables estos en gran medida de estas situaciones unos por críticos a los cuales aplaudo y otros por adulones donde predominó en esas conferencia el dios soy yo y todos ciegos contra el dios, prensa y comisión de beisbol, en esos momento si recordamos solo se escuchaban críticas en contra de las indisciplinas de los aficionados villaclareños y las causas todos las obviamos por eso ahora es más fácil por algunos sectores de la prensa y de la comisión de beisbol atacar indirectamente y directamente a peloteros y a aficionados como se ha hecho con los villaclareños, Freddy Asiel es el único culpable, creo que a esta situación no se le ha dado un curso certero me atrevo asegurar que es una nueva derrota para el Beisbol cubano, no acabamos de encontrar el rumbo, creo y lo estoy viendo que el problema acaba de empezar a partir de aquí será otro.

  • el 20 febrero, 2014 a las 1:36 pm
    Permalink

    Migue no sigas empecinado en responderle a Laz, realmente no vale la pena, recuerda que “a palabras necias oidos sordos”. Tambien soy villaclareño y tengo la misma opinion del resto del pais sobre los pinareños.
    Vi este enlace en el periodico Vanguardia en su version digital y sin pensarlo me dirigi a leerlo. Lo considero muy bueno y oportuno ya que parece que el hecho de amar e idolatrar nuestro terruño y a nuestros deportistas genera un sentimiento de envidia y desencadena rencor ya que otros no sienten lo mismo que nosotros. Estudie en la UCLV y alli pude notar como estudiantes de otras provincias sentian esa desazón hacia los villaclareños y al final todos se unian y se alegraban cuando perdiamos, fue la etapa de los 4-0 contra Industriales. Lo que mas le duele a los que aman a la mas central de las provincias de Cuba, es que un nativo (con poder) sea el que este detras de todo lo malo que nos ocurre, parece que es verdad que tiene esa espinita clavada contra nosotros. Ya sacó a Pestano de las Series Nacionales y ahora quiere hacerlo con Fredy Asiel, porque le ganó 2 juegos en el play off pasado y lo frustró de lo que mas ha querido y NUNCA HA PODIDO, este año se ha armado hasta los dientes y se le ve en cada juego su animo desesperado por ganar. Este es su tercer año con Matanzas, veremos si el profesor Victor llega a 8 años de ofensas y vituperios contra los matanceros. Ese equipo que desde el comienzo de la Serie tiene jugando a 4 matanceros y el resto de toda Cuba. Ese amor conque juegan los peloteros por su provincia es Imposible que su equipo lo sienta, por eso llega y llega, pero no gana.
    Freddy Asiel llevaba sancion al igual que Vladimir Garcia, que incluso hasta se burló del publico anaranjado y sigue lanzando impunemente en nuestra mal parada Serie Nacional de Beisbol.

    • el 20 febrero, 2014 a las 2:41 pm
      Permalink

      Saludos Jabao y gracias por tu comentario. He tratado de responder con la mayor calma a Laz, porque creo que si alguien se toma el tiempo de leer mi blog y comentar, pues debo responder de la misma manera, aunque siempre preferiría dejarlo en el plano deportivo y no pasar a temáticas personales, porque en eso de “polemizar”, sin ofender, los cubanos seguimos desaprobando exámenes. No me atrevería a decir que VM32 influyó en la decisión de la CNB para expulsar a Freddy Asiel. No tengo pruebas y no me gusta lanzarme con algo tan serio. Para sorpresa mía, el profesor, después del golpe que recibió su hijo, se mantuvo (dentro de lo posible y según los límites de VM32) ecuánime. Incluso antes alertó a de Paula, porque el bolazo a Santoya, por la cabeza ciertamente fue funesto. También sabemos que en otras situaciones de indisciplina, VM32 ha recibido un “tratamiento especial” (para cualquier duda, recordar la arena tirada al árbitro y los improperios sobre César Valdés). No obstante, a pesar de mi desencanto por VM32, mi ídolo de la infancia y juventud, creo que su presencia como director es necesaria, al menos para el béisbol cubano actual. Los matanceros lo tienen un altar y lo único que falta para “canonizarlo” es lograr el campeonato. ¿Lo logrará finalmente en esta Serie? Quizás los tontos pelotazos y el exagerado castigo de la CNB hayan facilitado la “tarea”.

  • el 20 febrero, 2014 a las 2:21 pm
    Permalink

    Miguel Ernesto,
    quiero referirme a dos cosas: 1) creo que haces un excelente periodismo, sería imposible sostener la dinámica de un blog sobre largas investigaciones, este artículo es de opinión y buena falta que nos hace, va más allá de la simple noticia acrítica, es lamentable que Laz confunda opinión con chisme. Sigue opinando por favor, porque así contribuyes a la polémica imprescindible que tanto necesitamos. 2) considero que tú pronunciamiento en relación con la condición de chivo expiatorio de Freddy Asiel se refiere a un marco más amplio que el limitado escenario de la trifulca Villa Clara-Matanzas. Freddy Asiel es un chivo expiatorio en el contexto de una escalada de violencia que no se ha sabido detener y que ahora se pretende eliminar de golpe y porrazo, por eso la medida es exagerada, quienes debieron actuar a tiempo ahora tratan de mostrarse como garantes de una disciplina que no han sido capaces de garantizar,
    saludos, Cmario

    • el 20 febrero, 2014 a las 2:42 pm
      Permalink

      Saludos CMario! Agradezco su comentario y lo suscribo 100%, porque ciertamente ha explicado muy bien, con las palabras precisas, la condición de “chivo expiatorio” de Freddy Asiel.

  • el 20 febrero, 2014 a las 3:46 pm
    Permalink

    Jabao, parece mentira que todavía existan ineptos como tú que comentan cosas como la que pusiste sobre los pinareños. Yo he tenido una discusión decente con el dueño de este blog, pero me atrevo a decir que él no comparte tu opinión.
    Qué es lo que tu quieres decir de los pinareños? Ese comentario deja bien clara cualquier duda acerca de tu nivel cultural, y capacidad de raciocinio.

    • el 20 febrero, 2014 a las 4:32 pm
      Permalink

      Saludos reiterados Laz y Jabao! Agradezco sus comentarios y el tiempo que utilizan en visitar mi blog, pero solo les pido que discutamos de pelota, y dejemos los “conflictos territoriales” a un lado, porque eso no aporta nada al debate. Demasiadas divisiones tenemos ya, por lo que las ofensas entre “palestinos”, “pinareños”, y otras frases desagradables y que no tienen nada que ver con gentilicios, en lugar de enriquecer la polémica, la entorpecen.

  • el 20 febrero, 2014 a las 6:55 pm
    Permalink

    Hace mucho tiempo que no comentaba aqui, por ello un saludo a CMario y Miguel Ernesto con los cuales casi siempre coincido en criterios. Suscribiria el comentario de Cmario en cuanto a que Freddy se convierte en “chivio expiatorio” debido al contexto y las circunstancias , pero no le quito ni un apice de responsabilidad ya que no es la primera vez que lo observo canalizar su frustracion y arrogancia con bolazos. Recuerdo por ejemplo la SN pasada cuando lanzo deliberadamente un pelotazo..!!!en primera base!!! a Ruben Valdes, o cuando le dio deadball en la espalda a Lazaro Herrera en el play off pasado inmediatamente despues que puso out en la goma a Yeniet(si mal no recuerdo). Nada justifica la violencia de Demis que debio ser sancionado aun mas severamente, pero su sanction para mi esta bien…lo que yo veo mal es la permisibilidad y la falta de autoridad que ha existido en casos como los de Vladimir, el propio VM32, Lazaro Vargas, etc., etc…;y como dijera alguien “aquellos polvos trajeron estos lodos”.

  • el 20 febrero, 2014 a las 6:57 pm
    Permalink

    Es cierto que el hecho de expulsarlo estuvo condicionado por el contexto claro pero asi son todas las cosas en la vida..hay momentos…y momentos. Freddy y hasta su director deberían saberlo bien.
    Pongo por ejmplo al futbol: si un defensa de calidad comete tontamente una falta grave y es expulsado no se culpa al arbitro o al delantero, el irresponsable fue el defensa que ademas de agredir al rival dejo a SU EQUIPO sin un hombre y con pocas posibilidades de ganar. Esa es total responsabilidad del atleta en cuestion.
    Otro dato adicional: todo lanzador sabe que despues de un HR si se le da pelotazo al sgte bateador es expulsion automatica. Esto es una regla no escrita del arbitraje en cualquier Liga de beisbol del mundo en cualquier categoria, o no??. Solo que nuestros arbitros dejan mucho que desear, aunque tambien estan condicionados por malos procedimientos anteriores y en realidad a veces no saben a ciencia que hacer, como actuar, o que decision tomar porque sienten disminuida su autoridad por quien debiera respardarlos.

    • el 21 febrero, 2014 a las 6:49 pm
      Permalink

      Saludos Amaury y qué bueno tenerlo de regreso en el blog. Creo que las miradas críticas (incluida la mía) se han centrado en el castigo a Freddy Asiel y determinados fragmentos de la nota oficial de la CNB que son muy discutibles han quedado en un cuarto plano: ¿fue realmente de Paula el “principal culpable” de los hechos? Es cierto que debió expulsar a Freddy Asiel después del bolazo por la cabeza a Santoya. Vale la crítica. Sí, con eso quizás pudo evitarse lo otro; sin embargo, me parece poco serio cargar contra los jueces por lo que hacen los jugadores sobre un terreno, así que estoy de acuerdo con tu comentario. Creo que queda claro que la actuación de los árbitros se ha visto condicionada después de lo sucedido a Lobaina, en el duelo VC-CAV; pero lógicamente el “mea culpa” de Higinio Vélez en la Mesa Redonda no va a solucionar eso.

  • el 20 febrero, 2014 a las 9:06 pm
    Permalink

    Jajajaja, que risa me da tu caso Laz, pero este blog es de deportes y vamos a hablar de pelota… Ayer el publico de Villa Clara coreo a viva voz el nombre de Freddy, y ahora lo que queremos es que regrese a este beisbol, el que lo hizo grande. Villa Clara completa tiene el numero telefonico de la CNB para llamar y hacer que se haga justicia en este caso y si vamos a sancionar por tirar pelotazos entonces vladimir Garcia deberia estar separado tambien, ya que el le tiró dos y al mismo jugador. Tanto que avogamos por justicia y los primeros injustos estan aqui mismo…

    • el 21 febrero, 2014 a las 6:40 pm
      Permalink

      Saludos reiterados Jabao…ya hay nuevas noticias: como era de esperarse el INDER provincial de Villa Clara anunció que apelará la decisión, también Freddy Asiel. Quizás en otro momento la reclamación habría “dado a lugar”, pero la CNB quiso (de la peor manera) “una medida ejemplarizante” y no creo que vaya a retroceder.

  • el 20 febrero, 2014 a las 10:16 pm
    Permalink

    Concuerdo totalmente con usted,el castigo a Fredy Asiel fue desproporcionado,primero habria que ver el contexto en el que se desarrollo,primeramente habria que hacer un analisis de la CNB,creo firmemente que si vamos a buscar culpables alli estan los principales,no quiero perder el tiempo en enumerar la cantidad de barbaridades que en materia de disciplina solamente estos senores han cometido,de VM32 no quisiera comentar estos huelgan,yo se los regalo a los pinarenos y doy la contra.

    • el 21 febrero, 2014 a las 6:44 pm
      Permalink

      Saludos Rigoberto y gracias por su comentario. Parece que existe consenso (no solo entre los fanáticos villaclareños) sobre la desproporción de la medida a Freddy Asiel quien, sin dudas, quedó muy mal parado ante todo el mundo, porque las imágenes de los pelotazos, aunque no las transmita la TV, están por todas partes; pero más allá del castigo (desproporcionado) lo que me preocupa es “quedarnos en el caso Álvarez”. ¿Qué otras medidas ha tomado la CNB para contener la violencia? ¿Con expulsar al árbitro, a Freddy Asiel y Demis ya se “resolvió” el problema?

  • el 21 febrero, 2014 a las 3:59 pm
    Permalink

    Amaury, qué gusto “verte” por acá otra vez, recibe también mis saludos. El tema es polémico pero sigo considerando exagerado el castigo a Freddy Asiel. Si seguimos el ejemplo que pones en tu otro comentario es como si expulsaran al defensa que cometió la falta por el resto de la temporada en vez de por el partido, solo por el hecho de que un jugador del equipo contrario irrumpió en el terreno con algún tipo de arma para agredirlo y provocó una escalada de violencia…la falta del defensa sin dudas es el primer paso de la escalada, pero la acción posterior del agresor es la que la convierte en lamentable show de envergadura mayor. (sigue en otro comentario porque se me pierde el “Post Comment”)

  • el 21 febrero, 2014 a las 4:28 pm
    Permalink

    Amaury, sigo con el comentario: Si el árbitro hubiese expulsado a Freddy Asiel luego del dead ball a Víctor Víctor y Demis Valdés no hubiese desencadenado su agresión, estoy seguro que la sanción hubiese sido muchísimo más leve, probablemente la simple expulsión del partido, en cuyo caso considero que habría sido insuficiente por los antecedentes que citas y por el hecho de haber golpeado previamente a Santoya. A la Dirección Nacional de Beisbol le falta capacidad para tomar decisiones correctas, balanceadas, orgánicas; improvisan con demasiada frecuencia y en muchas ocasiones empeoran la situación con las medidas que toman, entonces cuando el río se desborda tratan de intervenir drásticamente intentando dar la imagen de que tienen todo bajo control cuando realmente no es así. Cuando eso ocurre, en cualquier ámbito, las medidas suelen ser desproporcionadas. La suspensión de Freddy Asiel por cinco o seis subseries, me parece que sería más atinada.
    saludos, Cmario

    • el 21 febrero, 2014 a las 6:57 pm
      Permalink

      Saludos CMario! De acuerdo con la improvisión presente en la CNB. Quizás lo más triste sea que no es un elemento novedoso. Realmente no hemos tenido suerte con los comisionados…recordemos el caso de Zabala. Las incongruencias, las modificaciones arbitrarias afectan la credibilidad del béisbol. La lista es larga y me parece que eso sucede, entre otras cosas, porque se dirige de manera muy vertical, sin tener en cuenta los criterios de los directivos de las provincias, de los jugadores. Debería existir un “Sindicato de Jugadores”, no como copia de la MLB y sí con verdadera autonomía, en otras palabras, que los jugadores no solo “paguen la cuota” y ya. El INDER de Villa Clara anunció que comenzará el proceso de apelación por la sanción a Freddy Asiel. Era un paso esperado, pero el resultado final de ese proceso no creo que vaya a modificar la extensión del castigo. Sería reconocer que se les fue la mano, que no tomaron en cuenta el serio problema de la violencia en los estadios..y para eso ya tienen a un culpable (el árbitro de Paula), escuchar otro “mea culpa” sería pedirles peras al olmo.

  • el 21 febrero, 2014 a las 7:30 pm
    Permalink

    Miguel Ernesto, un sindicato de jugadores sería excelente pero no creo sea una posibilidad a considerar en nuestro contexto actual (ojalá lo sea en unos años, cuando por fin organicemos el beisbol como debe ser). Creo que una alternativa más probable que un sindicato como el que planteas – aunque también difícil pues la burocracia es muy fuerte y se agarra duro – es que la Comisión sea dirigida e integrada en sus principales puestos, por peloteros de reconocido prestigio como Rey Vicente Anglada, Julio Romero, Pedro Jova o Antonio Pacheco…Hace tiempo no sé de Jova y Pacheco está en Canadá, pero me gusta esta composición a la que podrían sumarse otros nombres como el de Javier Méndez, por ejemplo. En general personas a las que considero inteligentes y con prestigio por sus resultados y por su comportamiento. Yo creo que automáticamente, un día después de ser nombrados, nuestro beisbol comenzaría a cambiar, para bien,
    saludos, Cmario.

    • el 23 febrero, 2014 a las 2:19 am
      Permalink

      Saludos CMario! Creo que necesitamos avanzar hacia “algo” que realmente represente a los jugadores. “Sindicato”, “Unión”, “Cooperativa”, no lo sé, pero, por ejemplo, en la actual reclamación de Freddy Asiel, es el INDER villaclareño quien lo apoya; sin embargo, es la CNB (con el apoyo del INDER nacional) la que sanciona. Difícil ser “juez y parte”. De acuerdo con tu idea de buscar una CNB menos burocrática y que incluya a peloteros que brillaron en épocas anteriores. La entrevista de Tony Castro, que ya comenté en mi post más reciente, realmente me sorprendió, aunque él había tenido posturas similares, pero la pregunta es: ¿iniciativa propia o apoyo en silencio de la CNB? Porque lo que propone es un notable cambio en la estructuración de la pelota cubana. Sobre el análisis de Badler, excelente. Un verdadero trabajo de scout, con detalles precisos, valoraciones. ¿Tenemos scouts nosotros? No me parece. Esa idea de llevar a ex jugadores como scouts a torneos internacionales no creo que funcione, porque hace falta un gran conocimiento técnico y esto no se obtiene solo con experiencia en un terreno de juego. Entonces, si no vemos publicados análisis como ese no me parece que sea para “proteger a nuestras estrellas”, pues resulta que los scouts que sí los siguen ya identificaron sus puntos débiles hace mucho tiempo. El trabajo de scout es realmente apasionante (¿vio la película Trouble with the curve, con Clint Eastwood ?), y muy importante para el sistema del béisbol organizado en EE.UU.

  • el 22 febrero, 2014 a las 4:40 pm
    Permalink

    hola, creo que muy importante es que todas las medidas que se tomen deben ser lo suficientemente transparentes y en el marco de la legalidad para no dejar ninguna duda. Para mi hay muchas brechas en las deciciones de la CNB pues no se ha mencionado ni siquiera un articulo del reglamento que regule las medidas a tomar antes estas evidentes indiciplinas. Entonces en pleno proceso de institucionalisacion del pais tomamos medidas al criterio personal de cualquiera creo que hay esta lo que no es justo.
    Por lo demas quisiera plantera mi descontento con el comentario realisado por Julia Osendi en el cual se hace del derecho de practicamente decidir cuales actitudes son mas o menos malas, creo que el periodismo que nesesitamos tiene que ser mas profecional y objetivo y no tan bañado en temas como a quien conosco o a quien tuteo.

    • el 23 febrero, 2014 a las 2:33 am
      Permalink

      Saludos Alberto y gracias por su comentario. De acuerdo con la falta de claridad. ¿Qué artículo específico del reglamento se aplicó para decretar la expulsión de Freddy Asiel? Por ahí puede venir la reclamación del INDER de Villa Clara. El comentario de mi colega, ante las cámaras de TV, fue ciertamente polémico, hubo olvidos en su enumeración de actitudes violentas y de errores cometidos por los no mencionados (CNB); pero también me parece Alberto que debemos avanzar hacia medios que practiquen más la opinión y no se dediquen a replicar notas oficiales. ¿Polémicos? Ojalá todos los fueran, al menos se captaría más la atención de las audiencias…

  • el 23 febrero, 2014 a las 3:11 am
    Permalink

    No critico lo polemicos que pueda ser cualquier criterio o opinion lo que me molesta es la parcialidad de algunos que descaradamente utilisan los medios de comunicacion para crear estados de opinion, en ves de realisar analisis objetivos y profecionales. Ya cansa un poco que Julita se dedique a restregarnos en la cara su ¨confianseo¨ con algunos peloteros y managers. Creo que las opiniones sobres las caracteristicas personales sobran en cualquier analisis, o es que las personas buenas no se equivocan tambien.
    Tenemos que entender por lo dicho por Julita que tanto Vladimir, como donal Duarte o Reutilio por ser a su criterio personal buenas personas o hombre de familia debieran estar exentos de aplicarseles las mismas medidas que a otrso peloteros por rasones de indiciplina. Creo que la ausencia de un basamento legal en estos procesos puede llevarnos a privilegios que se alejan mucho de la justicia que debe caracterisar nuestro beisbol.

  • el 23 febrero, 2014 a las 5:07 pm
    Permalink

    Hola a todos. Estoy muy de acuerdo con CMario y Miguel Ernesto, deberia existir algo similar al Sindicato de Jugadores en MLB, pero tambien deberia ser igual para los arbitros, y esto deberia ampliarse para tosdos los deportes. Me explico: bajo el INDER hay que crear una estructura, al mismo nivel que las Federaciones Nacionales de cada deporte, donde se aglutinen todos los arbitros y jueces de todos los deportes. El nombre se los dejo de tarea:?Comision Nacional de Reglas, Jueces y Arbitraje?. Esta institucion seria la contrapartida real de las Federaciones. Con el solo hecho de su existencia ya los arbitros y jueces ganarian en ‘estatus’ y autoridad. Para dilucidar discrepancias entre esta Comision y las Federaciones quedaria entonces el INDER como ultimo recurso en situaciones excepcionales. Las normas, reglas, donde se deje por escrito y claramente definidas en cada caso las indisciplinas-posibles sanciones, normas de conducta, etc; de cada deporte deben ser establecidas por esta estructura y discutidas y aprobadas con el “Sindicato de Jugadores” y las Federaciones.
    No puede funcionar bien algo cuando somos “juez y parte” a la vez. salu2, Amaury

    • el 24 febrero, 2014 a las 1:50 am
      Permalink

      Saludos Amaury! La idea podría ser crear estructuras que realmente representen, sin tantos “choques de intereses” y de manera independiente a árbitros y jugadores. Osvaldo de Paula acaba de ser expulsado del torneo y considerado el “principal responsable”. De acuerdo con que no abordó el problema de la mejor forma, como también sucedió con el árbitro en el partido Pinar-VCL (con el “fantasma” de Lobaina de por medio); sin embargo, ¿cómo puede defenderse este juez? ¿Alguien ha ido a preguntarle su criterio? ¿Es posible pensar en este tipo de estructuras, más allá de la comisión de reglas y arbitrajes?

Comentarios cerrados.