La NBA va a la huelga

Lockout en la NBA
Lockout en la NBA

El baloncesto profesional norteamericano tardó diez años en recuperarse de la demoledora huelga de 1998 que obligó a cortar esa temporada a solo 50 juegos. Sin dudas fue difícil recuperar la confianza del público, tal y como le sucedió a las Grandes Ligas, a mediados de la década del noventa. Pero la NBA se recuperó y la espectacular final entre Los Ángeles Lakers y los Boston Celtics, en 2008 fue un momento de giro en la popularidad de la Liga.

Entonces, luego de la electrizante final entre los Dallas Mavericks y el Miami Heat que tuvo altísimos ratings de audiencia y cerró un, supuesto, buen año económico para la NBA, pues ahora los jugadores y propietarios de equipos nos sorprenden con la noticia: no lograron un nuevo convenio colectivo y, por tanto, la NBA pasa a un “lockout” o paro laboral que se extenderá hasta que ambas partes firmen el nuevo convenio que regirá las relaciones entre los atletas y dueños alrededor de un tema clave: el dinero.

De acuerdo con los dueños, 22 de los 30 equipos tuvieron pérdidas en la campaña 2010-2011, valoradas en 300 millones; sin embargo, el sindicato dice que esas cifras no son ciertas y que, en realidad, el tota de selecciones con números negativos “solo” es de 10. ¿Qué pasará ahora? Todavía hay tiempo para arreglar las cosas, aunque, por el momento, las posiciones están tan encontradas que no hay ningún avance. Quizás las concesiones mutuas aparezcan cuando se acerque noviembre y los jugadores dejen de recibir sus chequeras y los dueños amplíen sus pérdidas. La NFL y la NBA tienen sus próxima temporada en peligro, así que en río revuelto, ganancia para la MLB.

Vea además:
Lockout: ¿Y ahora qué?

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido