Certezas y algunas dudas del Clásico Mundial

Japón, el equipo más completo del Clásico
Japón, el equipo más completo del Clásico

Mientras los samuráis japoneses festejaban sobre la grama del Dodger Stadium su segundo título en los Clásicos Mundiales y los organizadores anunciaban con orgullo los récords y las ganancias monetarias del torneo más publicitado en la historia del béisbol, quizás muy pocos se atrevieron a alzar su voz para plantear algunas interrogantes que el evento dejó sin respuestas.

Como se esperaba, el segundo Clásico sobrepasó las cifras de la anterior versión: hubo una mayor asistencia de fanáticos a los estadios (801 408) —con una marca impresionante de 54 mil 846 personas en el juego final—, la transmisión de los encuentros llegó a más países y durante más de dos semanas el béisbol ocupó varios de los espacios estelares en los medios de comunicación de todo el planeta.

Dos equipos merecieron los principales elogios: Japón y Corea del Sur. El béisbol que se juega en esos países—sería un error generalizar a todo el continente—demostró una vez más que es excelente y nadie duda que los  finalistas fueran las selecciones más completas del evento.

Entre los puntos fuertes de coreanos y japoneses sobresalió el cuerpo de lanzadores, muy cercano a la perfección, además de la eficacia de la ofensiva para utilizar la más leve pifia del rival y convertirla en una carrera; aunque no son máquinas y solo basta observar las estadísticas del último encuentro donde los campeones dejaron a 14 corredores en circulación.

Del estilo de juego y entrenamiento asiático se pudiera aprender mucho; pero, sobre todo, resalto la entrega total de los jugadores al equipo. Nadie protestó por el rol que le otorgó la dirección, ni por la cantidad de turnos al bate o lanzamientos hacia el plato; ninguno renunció a la selección. Ellos tomaron el torneo muy en serio, no como un entrenamiento, y los resultados se vieron sobre el terreno. Lamentablemente no todos siguieron los ejemplos asiáticos y los ejemplos sobran.

El Clásico, al igual que en 2006, tuvo que afrontar múltiples problemas e inconformidades: el desinterés evidente de muchos estelares, las complejidades de un calendario que llevó a Japón y a Corea a chocar en cinco oportunidades, la arbitraria conformación de los grupos—en especial en la segunda fase— y los increíbles cambios de jugadores en medio del torneo.

Todas estas dificultades pudieran ser fácilmente resueltas para la edición de 2013. Al situar a los cuatro primeros lugares como cabezas de grupo y luego sortear a los otros 12 integrantes—aunque se habla de una ampliación—quedaría solucionado el tema; con impedir las sustituciones—para eso hay una nómina de 28 peloteros— tampoco habría que preocuparse más por esto.

Sin embargo, el principal cambio tendría que llegar con la manera de asumir el Clásico. Las sustituciones se “defienden” porque los peloteros que intervienen en las Mayores se encuentran en su pretemporada y, por tanto, ningún dueño se atrevería a “forzarlos” físicamente; los países se “defienden” por sus malas actuaciones al argumentar que—y esto es cierto—sus jugadores no se encuentran en plena forma física.

Entonces, ¿qué hacer? ¿Jugar el torneo después de la Serie Mundial? No parece posible porque “los peloteros estarían cansados”. ¿Desarrollar el Clásico en medio de la temporada norteamericana? Sin dudas la idea más acertada; pero, una vez más, los dueños no estarían dispuestos a detener su campeonato—ni siquiera una vez cada cuatro años—porque eso implicaría reestructurar vuelos, hospedajes en los hoteles y, en especial, se reforzaría el miedo a las lesiones.

La lista de posibles variantes se extiende; no obstante, al final todos regresan a marzo. Tal vez el problema no sea el momento del año, sino la forma de afrontar ese mes. Si existiera un real interés, ¿no podrían los peloteros prepararse mejor?

Para Cuba el segundo Clásico no terminó de la mejor manera. Sobre el tema se ha escrito muchísimo y todos— no podía ser de otra forma en esta Isla que respira béisbol— parecen tener formado su criterio sobre las razones que llevaron a las dos derrotas cubanas ante los campeones japoneses.

Los reveses de la selección nacional en sus últimas presentaciones: Mundial de Taipei en 2007, Olimpiada de Beijing 2008 y ahora el Clásico, preocupan a la exigente afición cubana y con razón.

¿Nos hemos quedado atrás en la pelota? Tal vez sería exagerado ofrecer un sí rotundo; al mismo tiempo, regodearnos en nuestra brillante historia de decenas de títulos mundiales, intercontinentales, las tres coronas olímpicas para decirnos que, en definitiva no estamos tan mal, no luce como el mejor camino.

Reconocer que debemos cambiar varias concepciones es ya un primer paso—y uno muy grande si se analiza cuidadosamente. La gran interrogante es cómo llevar a la realidad un mejor entrenamiento—sin copiar directamente de otros—y lograr un mayor roce con ese béisbol que hemos disfrutado durante los días del Clásico. De las respuestas efectivas a estas y otras preguntas dependerá que, no solo en el próximo Clásico, la pelota cubana pueda aspirar a ascender, una vez más, a lo más alto del podio de premiaciones.

Publicado en Cubasí

Miguel

Periodista, profesor univeristario. Bloguero empedernido

4 comentarios sobre “Certezas y algunas dudas del Clásico Mundial

  • el 25 marzo, 2009 a las 2:24 pm
    Permalink

    Yo creo que Cuba debe, como Japon, dejar jugar a sus peloteros en Grandes ligas ,,,no puede seguir aislada, los peloteros tienen ese derecho en jugar en la mejor liga y de paso, mejorar sus finanzas y la del pais, pues muchos se quedarian a vivir en Cuba,,,,si sacan un poco la politica del deporte habra mejores resultados,,,,,Eso yo creo que debe de plantearse en Cuba sin politizar este espacio, es un anilisis personal que no tiene que ver con ideologia ni politica, al contrario…despolitizar el deporte es lo mejor para el equipo Cuba…ademas no es lo mismo jugar con amateurs que con profesionales….han situado a Cuba a su nivel una trple AAA…y es bstante….lo demas ha sido un engano jugando con estudiantes de college o peloteros desauciados….pero Cuba tiene un gran equipo…una gran cantera..solo hay que pulirla y depolitizarla .

  • el 25 marzo, 2009 a las 9:15 pm
    Permalink

    Sobre la fecha del Clásico no se si has leido los comentarios sobre esto de Jason Stark y su llamado Plan Stark que es una de las propuestas que hay, aunque Bug Selig dice que se mantiene la misma fecha.

    • el 26 marzo, 2009 a las 11:59 am
      Permalink

      Sin dudas hay diversas propuestas, precisamente porque se han dado cuenta que, entre otras cosas, el Clásico es rentable (muy rentable, aunque la ayuda al regreso al programa olímpico realmente no creo que le interese en lo más mínimo a la MLB), pero la gente no es tonta y sabe todos los problemas que rodean al torneo en marzo. Digamos que no se muestra la real calidad de los peloteros, ahora, algunas variantes dejan mucho que desear, es decir, dividir el torneo en dos partes parece absurdo, jugarlo en noviembre pudiera funcionar mejor, pero también dudo que la MLBPA acepte esta fecha. En fin, como escribí en el post la solución sería una mejor preparación en marzo de los peloteros (cada cuatro años ellos pudieran “sacrificarse”, aunque la pregunta sería ¿lo harán?) Tengo mis dudas después de ver cómo las estrellas dominicanas olímpicamente ignoraron el torneo en una muestra de irrespeto total hacia los millones de fanáticos en ese país, ni hablar de los rechazos de los lanzadores mexicanos que desarticularon a ese cuerpo que lucía poderoso en papeles antes de empezar el Clásico.

  • el 27 marzo, 2009 a las 1:13 pm
    Permalink

    Realizando algunas reflexiones me parece que debemos revisarnos bien por dentro en todos los deportes por ejemplo el voleibol y muy particularmente el voleibol masculino “Desde cuando no ocupamos un buen lugar en algun torneo”. Es acaso que nuestros jugadores no tienen un buen nivel, lo cierto es que si seguimos jugando entre nosotros mismos nunca vamos avanzar y como se dice en el argor popular nos estamos matando a mentiras entre nosotros. recordemos la brillante etapa de nuestro voleibol, que fue lo que se hizo en esa etapa que ahora no se esta haciendo bien, nuestros jugadores jugaban fundamentalmente en la mejor liga de aquellos tiempos(liga Italiana) y se veia los resultados y la calidad. Cuestion que ahora con solo 12 partidos de la liga cada año no lo lograran y gracias que siempre nos invitan. Miremos otro deporte”el futbol”, no hay que ser especialista para darse cuenta como ha subido el nivel despues que se estan poniendo partidos por la tv entiendase gol latino y gol. No es que porque se pongan partidos ahora se va a jugar mejor, pero la verdad es que el nivel de nuestro futbol ha subido, sobre todo el que tenga posibilidad vea los partidos de nuestra seleccion despues de haber transitado algunos partidos amistosos que se tuvieron con clubes brasileños y veran los resultados, se tocaba mejor el balon, se veian mas concentrados, con mayor tecnica, mas sueltos en el terreno, por muy complicado que sea el rival se le veia que se estaban fajando de tu a tu. Y si fueramos al besibol que pasa en las categorias inferiores, es una pena que nuestros muchachos de las categorias infantiles (a mi modo de ver las cosas es en la categoria en donde los jugadores sienten mas por el deporte, realmente da gusto ver un juego en estas categorias, se disfruta como no se disfruta viendo un partido de la primera categoria) le falten guantes e implementos deportivos en una competencia nacional en donde el equipo contrario le tiene que prestar las cosas para que puedan jugar, entre otras cosas. Realmente mi sugerencia es empezar a poner partidos de beisbol como el del Gol de cualquier liga siempre y cuando tenga calidad y de esa manera entonces nuestros jugadores empezarian a observar a otros jugadores y no los verian por primera vez ya en el torneo. Otra sugerencia dividir a los 16 equipos en dos divisiones en donde la primera division este integrada por equipos de mas calidad y la segunda de los de menos calidad con el aliciente que los dos ultimos lugares de la primera division se bajan a la segunda y los dos primeros de la segunda se suben a la primera y de esa forma garantizamos que nuestros jugadores se enfrenten a un pitcheo de mas calidad y haria que la rivalidad fuese muy superior. La otra sugerencia es que se estudie la idea de realizar topes con selecciones de calidad y de que nos filmen(claro que nos van a filmar estamos en el siglo XXI, pero nosotros tambien los filamaremos a ellos y sino lo hacemos pues bien ……. La idea esta en efectuar juegos con selecciones de calidad y medirnos de verdad con buenos jugadores para ir asimilando cuestiones del juego, ya sea el pitcheo u otra cuestion). Por ultimo que a los torneos no siempre se puede pensar en llevar a los mismo jugadores si queremos desarrollarlos.

Comentarios cerrados.